Metodología Licenciaturas


Este programa está diseñado con modalidad virtual, lo que necesariamente requiere del uso de una plataforma de educación en línea para la impartición de las asignaturas que conforman el programa. El manejo de las asignaturas en línea obedece a la necesidad actual de hacer accesible la educación a personas en distintas ubicaciones geográficas, de manera que puedan participar de este tipo de programas.

Otra característica de esta modalidad es la flexibilidad horaria, evitando de esta forma limitaciones a un determinado horario que pueda ser incompatible con la conciliación de la vida familiar y laboral del estudiante.

A continuación se detallan las principales ventajas que presenta la educación en esta modalidad:

  1. Estudiar desde cualquier lugar.

La formación presencial supone desarrollar las clases en un emplazamiento físico, que a veces puede situarse a una distancia considerable del lugar de residencia. Sin embargo, la formación virtual permite acceder al temario desde cualquier lugar y preguntar al tutor en tiempo real. Además de ello, constituye un ahorro considerable de tiempo y dinero en desplazamientos.

  1. Horario flexible.

Actualmente, la conciliación entre la vida laboral y familiar es algo muy importante y a la vez complejo. Si a ello se le añade la obligación de asistir de forma presencial a las clases en un horario determinado, estudiar puede ser un objetivo inalcanzable.

  1. Formación que se adapta a las necesidades del alumno.

Los niveles de partida, necesidades y dudas de los alumnos distan mucho de ser iguales. La comunicación prácticamente inmediata que supone la formación virtual se ajusta a las inquietudes personales de cada alumno, permitiendo un seguimiento individual y el acceso en tiempo real a sus avances durante el desarrollo del programa.

  1. Extensa oferta de cursos y áreas formativas.

Con esta modalidad formativa, el alumno puede elegir sus estudios basándose en su base previa y los objetivos que pretende alcanzar.

La formación virtual ofrece cada vez un mayor número de cursos y materias, casi inabarcable en cualquier otro tipo de formación, llegando a todos los niveles.

  1. Introduce al alumno en las TIC (Tecnologías de Información y Comunicación)

Sin duda alguna, internet se ha convertido en los últimos años en un instrumento indispensable para desarrollar prácticamente cualquier trabajo. La formación online permite al estudiante un manejo rápido y ágil en las utilidades de la web 2.0: foros, videoconferencias, plataformas virtuales, entre otros.

  1. Variedad de formatos

Se trata de una metodología que integra varios soportes (texto, imagen, audio), lo que ayuda a una mejor comprensión y asimilación por parte del estudiante, desarrollando así una formación más amena e interactiva.

 

ACTIVIDADES DE APRENDIZAJE

La responsabilidad de la evaluación de una asignatura corresponde a los docentes responsables de la impartición de la misma.

Serán objeto de evaluación individual las competencias, conocimientos y capacidades adquiridas por los estudiantes en relación con los objetivos y los contenidos fijados en el programa de la asignatura.

Los diversos sistemas de evaluación de las competencias, conocimientos y capacidades adquiridas por los estudiantes podrán basarse en algunos de los siguientes elementos:

  1. Actividades de evaluación continua.
  2. Exámenes, parciales o finales.

El sistema podrá contemplar una relación de requisitos específicos como la realización obligatoria de trabajos complementarios, proyectos o prácticas y la participación en foros.

Esta variedad de tareas puntuarán de manera positiva en la ponderación de la calificación final, aunque no podrá exigirse como requisito ineludible para superar la asignatura. Las faltas de asistencia a este tipo de actividades no podrán puntuar negativamente en la ponderación de la calificación final.

Actividades de evaluación continua

Las actividades de evaluación continua mencionadas anteriormente comprenden:

  1. La participación en los foros de debate.
  2. La realización de trabajos teórico-prácticos.
  3. Pequeñas pruebas de control periódico de conocimientos.
  4. Cualquier otra actividad de evaluación que se lleve a cabo bajo la supervisión del docente.

La evaluación continua contempla las actividades de tutoría entre alumno y docente con al menos una sesión por semana.

Los estudiantes deberán ser informados de los resultados de las actividades de evaluación continua en el plazo máximo de 10 días lectivos desde la realización de la actividad.

Se contemplará la posibilidad de conservar las calificaciones en las actividades de evaluación continua de contenido similar, en el caso de los estudiantes que no hubieran superado la asignatura en el curso académico anterior, sin perjuicio del derecho que tienen estos estudiantes de volver a realizar dichas actividades en su totalidad.

Exámenes parciales y finales

  1. Los exámenes parciales y finales se programarán, exclusivamente en los días hábiles de los periodos de evaluación que se contemplen en el calendario académico.
  2. A los efectos de este artículo, el sábado se considera hábil sólo hasta las 14 horas.

 

CRITERIOS Y PROCEDIMIENTOS DE EVALUACIÓN Y ACREDITACIÓN

 

La evaluación de los contenidos que componen el programa se realizará a través de:

  • Una prueba escrita con preguntas tipo test y preguntas de desarrollo teórico-práctico.
  • Medición de la actitud, disposición, implicación y nivel de participación del alumno en el desarrollo del curso.

Para aprobar la evaluación, el alumno deberá obtener una calificación igual o superior a 6 sobre 10.

Cada una de las materias del plan de estudios se calificará en función de la siguiente escala numérica de 0 a 10 puntos, con expresión de un decimal, a la que podrá añadirse la calificación cualitativa correspondiente:

  1. De 0 a 5,9: Reprobado (RP).
  2. De 6 a 7,9: Suficiente (SF).
  3. De 8 a 8,9: Bien (B).
  4. De 9 a 10: Muy Bien (MB).

La no asistencia al examen final de un estudiante determinará la mención de “No Presentado” en el acta final.

El alumno deberá cumplir con la asistencia mínima del 75% a clases en línea con su tutor. En caso de contar con faltas justificadas, tan solo se tendrán en consideración las tres primeras presentadas por el alumno.